viernes, 5 de agosto de 2016

Triang Mukhaikapada Paschimottanasana.

"Trianga" significa tres miembros o partes.

El Maestro de yoga Iyengar nos dice que las tres partes en la pose son los pies, las rodillas y las nalgas.

"Mukha" significa la cara que toca la pierna extendida en la postura completa. Traduce el sánscrito, "Ika" o "Eka" a "uno" y "Pada" es la pierna o el pie. "Paschima" significa oeste y "uttana" es intensa. La parte posterior de todo el cuerpo se estira intensamente. "Asana" significa pose o postura.

Preparación: Se sugiere que usted se siente por unos momentos en Virasana como una preparación para Triang Mukhaikapada Paschimottanasana.

                                                                 
La falta de elasticidad de sus caderas, rodillas o tobillos puede impedir que las nalgas se apoyen en el piso. Una almohada o libro debajo de las nalgas de la pierna extendida puede ayudar a conservar el nivel de las caderas.



Técnica: Siéntese con las piernas extendidas hacia el frente y juntas en Dandasana.
El primer paso consiste en doblar la pierna derecha en la posición Virasana.
Esto hace que el pie derecho se junte a la cadera, la pierna queda flexionada hacia atrás.

Mantenga la columna alineada lo mejor posible, en la línea formada entre sus muslos.
En una exhalación extender el torso hacia adelante hacia las piernas lo más que pueda, sin el redondeo de la columna vertebral.
Inhale y luego, durante la espiración, extenderse intentando alcanzar el pie izquierdo.
Reducir al mínimo cualquier redondeo de la columna vertebral.

El corazón debe estar abierto lo que significa que no hay hombros encorvados o cierre del pecho.

Contemple los dedos de los pies. La inclinación hacia delante con las caderas abiertas con las rodillas juntas. Ir poco a poco a medida que desciende.

Mantener la columna vertebral tan extendido como sea posible. Alargar ambos lados de su pecho y la cintura también, su abdomen suave y relajado, sin tensión en todo el desarrollo de la postura.

Permanezca en la postura por lo menos durante 5 respiraciones largas.

Repetir con la otra pierna el mismo desarrollo.




Iyengar nos dice que esta postura es ideal para corrección de arcos y pies planos. Es terapéutico para los esguinces en el tobillo y la rodilla, y la hinchazón de la pierna. Usted encontrará que de manera pasiva tonifica los músculos abdominales y mantiene los órganos internos.

En general, haciendo la postura mantiene saludable, especialmente cuando se combina con otras posturas de flexión hacia delante.

Es agradable antes de dormir o en el medio de la noche cuando no puede dormir. Los beneficios adicionales son para calmar la mente y abrir las caderas, haciendo la columna vertebral más flexible.



Precaución: Al igual que como en todo el yoga, escuchar a su cuerpo y sus límites y no se estire demasiado. Tenga cuidado con los tendones de la corva en esta postura. Tómalo con calma y sentir los beneficios de la apertura gradual de las caderas, estira los tendones de la corva, la parte posterior del cuerpo, y se extiende la columna vertebral.

martes, 2 de agosto de 2016

en cada instante

"...el suelo sobre el que ahora te sostienes ha de ser el paraíso y en cada instante has de entregarte por completo a la tarea que te ocupe en ese momento..." Kodo




El despertar es como el reflejo de la luna en el agua. El agua no moja la luna, la luna no perturba el agua. A pesar que la luz de la luna inunda la inmensidad de la Tierra, un pequeño charco puede contener su reflejo. La totalidad de la luna y el cielo entero es reflejada en una gota de rocío sobre la hierba e incluso en una gota de agua. El despertar no te rompe, así como la luna no quiebra el agua. No puede obstaculizar el despertar de la misma manera que la gota de rocío no destruye la luna en el cielo.

Extracto de Genjokoan, Eihei Dogen Zenji (Japón 1200-1253) 
Forma parte de su texto fundamental: Shobogenzo

viernes, 29 de julio de 2016

Tormenta quieta



Por qué sería el océano perturbado por las burbujas que aparecen en la superficie?
El sabe que las burbujas no son nada más que océano, y no hay ninguna ganancia ni pérdida para el océano si las burbujas están ahí o no.

 Ilusión frente a la realidad (diálogo con Shri Ranjit Maharaj sobre el "estado sin estado")
 Shri Ranjit Maharaj




lunes, 18 de julio de 2016

Observa - Sammasati




"Sammasati fueron las últimas palabras de Buda, significan "recuerda". 

Todo lo significativo está contenido en estas simples palabras. Sammasati recuerda cuál es tu espacio interior. Sólo recuerdalo

No hay nada que conquistar, nada en qué convertirse. Ya eres eso que has estado buscando durante todas tus vidas pasadas de diferentes formas, por diferentes senderos; pero nunca has mirado hacia adentro. 

Solo durante unos cuantos minutos siéntate con los ojos cerrados para recordar, para tomar nota de dónde has estado, que profundidad has podido alcanzar, cuál es el sabor del silencio, la paz, cuál es el sabor de desaparecer en lo supremo. 

Mira hacia adentro. Y cuando dispongas de tiempo, ya sabes el camino. Simplemente ve una y otra vez hacia tu espacio interior para perder el miedo a desparecer y empezar a recordar el lenguaje olvidado. 

Sammasati"



Aquieta tu mente, reflexiona, observa.


Buda no predica ninguna creencia: que creas en Dios, en el cielo o en el infierno. Todo su empeño está en crear un espacio de silencio en tu interior. Ya estás lleno de conocimientos, más de los que necesitas. Necesitas más inocencia, semejante a la de un niño pequeño. Necesitas más curiosidad, más capacidad de asombro y más claridad.

Todo eso te llegará cuando tu mente esté en silencio. Con la mente en silencio estás en comunión con la existencia; con una mente ruidosa quedas desconectado de ella. Tu propio ruido funciona como un muro a tu alrededor.

El silencio es el puente, los conocimientos, el ruido, son la barrera. Cuanto más sepas, estarás más adoctrinado, más lleno de basura, de porquería.

Necesitas un ser espacioso en tu interior, completamente vacío; tan vacío que ni tú estés allí; tan silencioso que hasta la idea del "Yo" ha desaparecido.


Osho. El Dhammapada de Gautama el Buda

Carta 52


viernes, 8 de julio de 2016

Makyo. Las ilusiones "vuelos makyo...honda en mano"

 La "Iluminación" es un proceso destructivo. No tiene que ver con volverse mas bueno o mas feliz. La "iluminación" es hacer que lo que no es verdad se resquebraje. Es poder ver a través de la fachada de simulación. Es la erradicación completa de Todo lo que imaginamos que era cierto.










Cuenta la leyenda que poco antes de que el asceta Siddharta se convirtiera en Buda, Mara el rey de los demonios, se hizo presente con todas sus huestes para tratar de tentarlo y evitar así que alcanzara la iluminación. Sabía que si el príncipe lograba su meta, él, Mara, perdería su poder sobre los seres humanos.
Fue así como presentó a sus hijas bellamente ataviadas para seducirlo. Como esto no funcionó, trató de atemorizarlo con un ejército de guerreros que disparaban flechas de fuego. Pero nada logró que el Buda abandonara su empeño por alcanzar la iluminación. Sabía que si el demonio estaba tan atemorizado era porque él se encontraba cerca de lograr su meta y esto le dió más fuerza para resistir.

Durante la práctica de meditación, en especial cuando se realiza por períodos prolongados, a veces el practicante puede experimentar ciertos estados de malestar y de rechazo frente a la quietud y al dolor. Es natural que pase por momentos en los que quiera saltar de su almohadón y salir corriendo.
Nos acordamos de algo que teníamos que hacer o pensamos que en realidad no vale la pena estar "perdiendo el tiempo".

Lo que sucede, es que la mente racional, como herramienta del ego, empieza a generar ideas para evitar que el meditador continúe. Lo mismo que Mara, "el arquitecto del ego", como lo llamó Buda, la mente genera rechazo(...).

Pero a veces, cuando logramos una profunda concentración, experimentamos sensaciones placenteras que podemos confundir con estados de arrobamiento (...).

Tanto los estados desagradables como los placenteros, son producto de la mente ilusoria. Creer que porque nos sentimos cómodos alcanzamos el paraíso o porque estamos incómodos estamos en el infierno, es igualmente engañoso.

En el budismo, este tipo de perturbaciones se conoce como "Makyo"(...).
Para el zen en particular, estas manifestaciones son una gran barrera para alcanzar la perfecta lucidez de una práctica profunda de zazen.

Conciencia zen-Reflexiones para la vida cotidiana.
Densho Quintero.
Editorial: Alhue-2006

Info: Densho Quintero sensei es heredero en el Dharma del Maestro Shohaku Okumura. Es el Abad del Templo Zen Daishinji y Superior de la Comunidad Soto Zen de Colombia.


viernes, 20 de mayo de 2016

Bidalasana o Postura del gato



Uno de los asanas de yoga más utilizados para flexibilizar la columna vertebral y con escasas contraindicaciones. Evitar sólo en caso de graves lesiones en el cuello o historial médico de problemas en la columna.

Imitando la postura del gato, separar brazos y rodillas a la misma distancia, ubicando el peso del cuerpo centrado en medio. Mientras lidera la respiración, el movimiento de la columna acompaña. En las inhalaciones marcar la curvatura de la columna, abdomen relajado y en las exhalaciones redondeando la espalda, mentón al pecho y cadera hacia adentro contrayendo el abdomen. Reiterar el movimiento de la columna siguiendo el ritmo respiratorio.



Beneficios
Estira el cuello, la espalda y el torso.
Masajea suavemente la columna vertebral y los músculos.
Mejora las funciones de los órganos internos.
Calma tu mente mediante el alivio de la tensión y el estrés.




Variante combinando la respiración y movilidad de la columna con la flexión de la pierna, rodilla hacia la frente en las exhalaciones, elevando la pierna flexionada junto con la elevación de la cabeza en las inhalaciones.



domingo, 17 de abril de 2016

Viviendo asanas




Diversas fases en los asanas guían a la satisfactoria ejecución.

Primero, la actitud de entrega y desprendimiento por parte del practicante, una especie de vaciado mental, libre de expectativas, a fin de que desaparezca la frustración, ante la pelea que uno mismo inicia consigo mismo en el intento de alcanzar la "excelencia" de la postura.

Luego se inicia la acción en dirección al asana con movimientos suaves y atentos. En la inmovilidad, se procuran ajustes iniciales hacia la postura propiamente dicha y en ella se producen ajustes más sutiles hasta la alineación correcta que corresponde a las posibilidades del practicante.

La postura tiene un último extremo, un punto focal dependiendo de "lo que se desee obtener" en una práctica concreta, guardando la simetría acorde a la condición del cuerpo y a la dificultad del asana, sintiendo la expansión, la apertura del cuerpo (no compresión) y cierta libertad de espacio articular, donde cada zona del cuerpo participa en la expresión de la postura y la mente es conciente de la sucesión de acontecimientos corporales que se dan momento a momento.

Hay firmeza, no tensión, estabilidad, equilibrio, integración y plena conciencia mente cuerpo en cada asana.




Conocer(se) en cada asana.

"lúdico, espontáneo, relajado, ese es el punto" Osho

Evitar forzar las posturas. La actitud adecuada consiste en observar el cuerpo para comprender su estado y avanzar gradualmente, sin quemar etapas. Permanecer pasivo en la postura, ubicar la respiración correcta y revisar conscientemente todo el cuerpo, descubriendo donde se localizan los obstáculos, tensiones ( o rigidez)  y concentrarse en dichas zonas profundizando la atención con respiraciones lentas y profundas.

Observar los grupos musculares que van actuando en cada momento, el estiramiento de la musculatura, tendones y flexibilidad de la columna vertebral, utilizando sólo los músculos indispensables, en su tono justo, sosteniendo el resto relajado. Cada uno tiene que encontrar su propio ritmo y velocidad internos. Si la respiración se entorpece, suavizar la intensidad de la postura.

La respiración debe ser fluida, amplia y suave, a través del cuello, tórax y abdomen y como una onda expansiva repercutir en todo el cuerpo. Cuando la respiración se encuentra bien encauzada realizar una meticulosa toma de conciencia sobre la columna vertebral y toda la postura en su conjunto.